supta baddha konaşana

Posturas de restorative yoga con bolster.

Si buscas una sesión de yoga bien tranquila y relajante y que, además, te ayude a mejorar la alineación y reducir el dolor en articulaciones, lo tuyo es el restorative yoga. Si encima le añades un bolster, ya lo tienes todo en la vida!

Esta sesión la hice en un día en que mi síndrome premenstrual me estaba dando la lata más de lo normal y decidí hacerme una sesión para cuidarme. Intento ser lo más natural posible y tomar el mínimo de pastillas y antiinflamatorios posibles, y la verdad es que muchas veces, una buena sesión de yoga me ayuda bastante con los dolores relacionados con la menstruación.

📌Si tienes menstruaciones dolorosas recomiendo que acudas a tu ginecólogo para descartar enfermedades que puedan estar ocasionándote las molestias.

Esta sesión no sólo está indicada para aliviar síndrome premenstrual, sino que también está indicada para cualquiera que quiera algo relajante y pueda hacer estas posturas con seguridad (no tener lesiones graves ni cirugías recién hechas).

También te dejo aquí el enlace que hice de la entrada acerca de posturas de yoga para aliviar el dolor de los calambres de la menstruación.

Al ser una sesión de restorative yoga, puedes mantener estas posturas bastante tiempo, como 5-10 minutos, lo que te apetezca para cada una.

Material necesario

  • Ropa cómoda y holgada.
  • Una esterilla de yoga.
  • Bolster (sino tienes puedes usar cojines o mantas enrolladas).
  • 2 Bloques de yoga (opcionales).
  • Manta (opcional para postura viparita karani)
  • incienso o cualquier ambientador agradable.(opcional)
  • Música relajante.(opcional)

Resumen de la sesión de yoga:

collage de fotos de restorative yoga
Posturas de restorative yoga

1. Balasana.

Empezamos la sesión con esta postura para comenzar a relajarnos. En esta ocasión, separamos las piernas un poco para poder reclinarnos sobre el bolster. Las manos puedes dejarlas descansando a los lados con las palmas hacia arriba. Puedes poner la cabeza girada hacia un lado y después de un rato, girarla hacia el otro lado. Deja que la respiración se vaya volviendo más tranquila y se vaya alargando. Cierra los ojos y relaja todo el cuerpo.

2 y 3. Upavistha Konasana.

Nos sentamos con las piernas separadas, lo que podamos. Con la exhalación, lentamente vamos bajando el torso hacia abajo hasta apoyarnos del todo en el bolster. Dejamos las manos a los lados o podemos apoyar una encima de la otra en el bolster y poner la mejilla encima de ambas manos.

Si no puedes llegar a bajar hasta el bolster, puedes colocar uno o varios bloques para levantar el bolster y hacer todavía mas cómoda la postura, como en la foto número 3.

4 y 5. Supta Baddha Konasana.

Esta asana es una de mis favoritas porqué cada vez que la hago tengo la sensación de estar flotando en una nube de algodón. Junto con sirsasana, es una de las posturas más relajantes que hay en el yoga. Nos colocamos sentad@s con las rodillas flexionadas y juntamos las plantas de los pies. Con el bolster colocado detrás, con algunos bloques para levantarlo, vamos bajando la espalda hasta apoyarla en el cojín. Si las rodillas no te llegan al suelo, coloca unos bloques o mantas enrolladas debajo para evitar que te duelan las ingles. Si todavía quieres hacer más cómoda la postura puedes colocar unas mantas suaves debajo de las las manos. Regálate unos minutos en esta postura.

En la versión de la foto 5, quitamos el bloque y de esta forma el cojín queda paralelo al suelo y al bajar la espalda hacemos una flexión posterior de espalda, es decir, abrimos el pecho. Ojo con las lumbares, si hay cualquier dolor en la espalda dejamos de hacer la postura y seguimos con la anterior o pasamos a la siguiente postura.

6. Viparita Karani.

Aunque en esta postura no uso el bolster, la quería añadir a la sesión porque es muy relajante y ayuda mucho con los dolores menstruales. Podemos colocar una manta doblada en la zona lumbar para hacer más cómoda la postura.

Si colocamos los brazos en la postura de cactus estaremos trabajando la zona de los hombros, pero si lo prefieres puedes colocar las manos encima de tu abdomen o dejarlas descansando a los lados como más te apetezca, feel free.

7. Savasana.

Para finalizar, hacemos la postura savasana y podemos colocar el bolster debajo de las rodillas, esto lo agradecerán las personas que tengan alguna tendinitis en la zona de la rodilla. También podemos colocar una manta doblada debajo de la cabeza. Dejamos la mente en blanco y seguimos relajando todo el cuerpo. Al finalizar se puede hacer una pequeña meditación aprovechando que estamos relajad@s.

Espero que te animes a probarlas y que las disfrutes mucho.

Saludos 💜

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: